Biocidas

Biocidas, tanto naturales como sintetizados por el hombre. Usos, males usos,etc…

Cifenotrina y empentrina, dos nuevos biocidas evaluados por la ECHA

Como ya he comentado en otras ocasiones, una de las obligaciones de la ECHA es el velar por la seguridad de los ciudadanos europeos en lo que se refiere a los productos químicos. Y dentro de estas funciones está la de revisión de sustancias activas biocidas dentro del mercado de la UE. Esta función la realiza el Comité de Biocidas de la Agencia Europea para Sustancias Químicas (ECHA).

El pasado mes de septiembre la echa ha aprobado el uso de cifenotrina como biocida para el control de los artrópodos (insectos, arácnidos y crustáceos), pero no ha aprobado el mismo uso para la empentrina.

Fipronil, manda huevos

Fipronil, manda huevosDurante el pasado mes de agosto, en las portadas de algunos periódicos de tirada nacional, [1, 2 y 4], las televisiones [3] e incluso algún diario deportivo [5] se hicieron eco de la noticia que en Europa se había detectado detectado una partida de huevos contaminados con fipronil. Incluso la Aecosan (acrónimo de Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición), perteneciente al Ministerio de sanidad, servicios sociales e igualdad, ver enlace [6], emitió un comunicado sobre el tema debido al gran revuelo que la noticia había generado.

En esta entrada no voy a comentar lo que paso, para eso están los enlaces donde lo explican, cada uno a su manera, y las medidas que se creyeron oportunas, si no que voy a presentar las consecuencias de tomar esta sustancia.

La ECHA aprueba 4 tipos de biocidas

echaComo ya he comentado en otras ocasiones, una de las obligaciones de la la ECHA es el velar por la seguridad de los ciudadanos europeos en lo que se refiere a los productos químicos. Y dentro de estas funciones está la de revisión de sustancias activas biocidas dentro del mercado de la UE. Esta función la realiza el Comité de Biocidas de la Agencia Europea para Sustancias Químicas (ECHA).

El pasado día 16 de diciembre de 2016 la echa ha aprobado 4 sustancias biocidas activas para diferente tipos. Estas sustancias son el butóxido de piperonilo y la ε-momfluorotrina aprobadas como insecticidas, acaricidas y productos para controlar otros artrópodos por medios distintos de la repulsión o la atracción, el  ácido peracético para formulados protectores para líquidos utilizados en sistemas de refrigeración y en procesos industriales y en productos antimoho y el ácido láctico para la higiene humana.

Rodenticidas anticoagulantes

Rodenticidas (http://www.bioplagen.com/)
Rodenticidas (http://www.bioplagen.com/)

En la novena Adaptación al Progreso Técnico (ATP) del Reglamento 1272/2008 sobre clasificación, etiquetado y envasado de sustancias y mezclas, CLP), en la revisión de las clasificaciones armonizadas, se clasifica a 9 rodenticidas anticoagulantes como tóxicos para la reproducción categoría 1A o 1B (según el caso). Esto implica que llevarán implícita la frase H de peligro H360: Toxicidad para la reproducción, categorías 1A y 1B. Puede perjudicar la fertilidad o dañar al feto, y su límite específico es de 0,003 %. Como consecuencia directa tendremos que toda una gama de productos biocidas (que funcionan bastante bien, por cierto) deberá ser retirada del mercado debido a un riesgo inadmisible para la salud humana.

Estos nueve rodenticidas son:

  • Categoría 1A: brodifacoum, warfarina y warfarina de sodio.
  • Categoría 1B: bromadiolona, clorofacinonacumatetralilodifenacum, difetialona flocoumafen.

Pero, ¿qué son y como funcionan los rodenticias?

La ECHA emite dos dictámenes sobre la ciflutrina y el ácido 6-(ftaloimido) peroxihexanoico

ECHAEl Comité de Evaluador de biocidas BPR de la ECHA ha emitido dos dictámenes sobre dos biocidas, la ciflutrina, utilizada como insecticida piretroide en TP 18 y para el ácido 6-(ftaloimido) peroxihexanoico, para los tipos TP 3 y 4. La ciflutrina se evaluó para su uso para el control de los artrópodos (por ejemplo, insectos, arácnidos y crustáceos), por medios distintos de la repulsión o la atracción, y el ácido 6-(ftaloimido) peroxihexanoico entró en la lista de las sustancias activas a las que se le puede retirar la autorización si no aumenta el interés de las empresas fabricantes de biocidas.

Mecanismos de acción del DBNPA

bacterias y esporas de hongos

El DBNPA es el nombre químico para un ingrediente activo usado como biocida, el 2,2-dibromo-3-nitrilopropionamida. Es un biocida utilizado en la industria de papel, como conservantes para revestimientos y suspensiones acuosas, en industrias metalúrgicas y para controlar el crecimiento microbiano en los sistemas de agua de proceso. El DBNPA es un biocida que tiene una acción muy rápida y que se degrada (hidroliza) también muy rápidamente, tanto en condiciones ácidas y alcalinas, por lo que se prefiere su uso debido a su eficacia y su inestabilidad en agua, ya que mata rápidamente y luego rápidamente degrada a amoníaco y ión bromuro.  Es un biocida potente contra una variedad de bacterias, hongos y algas y no es corrosivo en las dosis que se recomienda, pero tiene el inconveniente de se incompatible con sulfuros y aminas.

La ECHA aprueba dos biocidas, el hexaflumurón y el N,N-metilem-bismorfolina (MBM)

echaComo he comentado en otras ocasiones, una de las funciones de la ECHA es revisión de sustancias activas biocidas dentro del mercado de la UE. Esta función la realiza el Comité de Biocidas de la Agencia Europea para Sustancias Químicas (ECHA). A principios del mes de noviembre la Comisión Europea ha publicado dos reglamentos de ejecución para dos biocidas , uno para el hexaflumurón (en biocidas para TP18, es decir, para insecticidas, acaricidas y productos para controlar otros artrópodos) y otro para el N,N-metilen-bismorfolina, o MBM, (biocida para TP6, es decir conservante en productos envasados y para TP13, como protector de líquidos para metalistería).

Adquisición de hierro por parte de la Legionella, un factor clave para su virulencia

2e5d2_Legionella
Legionella pneumófila

La legionelosis es una enfermedad relativamente moderna provocada por una bacteria gram negativa del genero Legionella que habita de forma natural en las aguas estancadas. Es una bacteria aerobia móvil gracias a un único flagelo que le permite desplazarse. Se conocen 48 especies y 78 serotipos, siendo la Legionella pneumophila una de las que puede infectar a los humanos. Actualmente, muchos neumólogos califican a la legionelosis como una enfermedad emergente, ya que el número de brotes aumenta cada año, debido sobre todo a la relación que tiene esta bacteria con el desarrollo de las nuevas tecnologías y las instalaciones modernas de control de calor. Cabe destacar que la legionelosis no se transmite de persona a persona, sino por el aire, en las gotitas de agua en forma de aerosol. Esto no quita que hay que prestarle la debida atención, ya que es una enfermedad potencialmente mortal, con una mortalidad que oscila entre el 5% y el 30%.

La ECHA autoriza seis biocidas y amplia el plazo para 3 rodenticidas

echaUna de las funciones de la ECHA es revisión de sustancias activas biocidas dentro del mercado de la UE. Esta función la realiza el Comité de Biocidas de la Agencia Europea para Sustancias Químicas (ECHA). Este pasado mes de septiembre la Comisión Europea ha retrasado la fecha de algunos rodenticidas (sustancias químicas utilizadas para controlar a los roedores), ha autorizado el uso seis biocidas para diferentes usos y con condiciones y ha decidido no autorizar el triflumuron para formulaciones insecticidas, acaricidas y productos para controlar otros artrópodos. Para ello ha emitido diferentes Reglamentos de ejecución.

Los disruptores endocrinos

disruptores
disruptores endocrinos

En el mercado existen infinidad de productos que alteran nuestros sistemas hormonales. Algunos de ellos se han relacionado con la menopausia temprana entre las mujeres. En un estudio de la Universidad de Washington, en St. Louis, Estados Unidos, encontraron que las mujeres de 45 a 55 expuestas a los compuestos llamados disruptores endocrinos tenían hasta seis veces más probabilidades de ser menopáusicas que sus pares no expuestas.

Muchas de estas sustancias están prohibidas ya hace bastante tiempo, otras se van prohibiendo conforme pasa el tiempo y se conocen sus propiedades dañinas para el sistema hormonal, pero otras muchas todavía se encuentran en el mercado.